¿Qué puedes hacer si cometes un error?

Una campaña de comunicación no se hace de un día para otro. Hay que prepararla con suficiente tiempo y saber qué queremos decir. Se trata de no cometer errores, pero a veces los cometemos. Es inevitable, somos humanos.

Los errores pueden ser leves o graves. Todos tienen solución, aunque cuanto más grave sea más complejo resultará arreglar el desaguisado.
Todos nosotros hemos cometido errores, yo el primero. Recuerdo una ocasión, hace bastantes años, en la que lancé una campaña de comunicación anunciando una actividad novedosa, que no se había producido nunca en España y convoqué a los medios para que asistiesen al acto.

La idea de la campaña de comunicación no era tanto que esos medios asistiesen como que se hiciesen eco de la actividad.
Para ello lancé una nota de prensa convocando el acto para una semana después. Fueron varias horas de trabajo entre escribir la nota, corregirla y enviarla.
Y tan contento y confiado estaba yo que no me di cuenta de que había convocado mal la fecha; en vez de 27 de octubre había escrito 24 de octubre.

En esos momentos yo no sabía qué hacer ni dónde esconderme; menudo ridículo estaba haciendo. Daba vueltas y vueltas pensando cómo arreglarlo.
Al final decidí comentarlo con un buen amigo, director de comunicación de una de las empresas tecnológicas más importantes de España. Y me dio una solución de lo más sencilla, y en la que yo no había pensado porque estaba tan preocupado por haber cometido el error que no había dedicado el suficiente tiempo a solucionarlo.

Yo estaba bastante nervioso porque nunca me había ocurrido nada similar. Mi amigo me tranquilizó y me dio la solución. “Solo tienes que enviar otra nota de prensa diciendo que se ha cometido un pequeño error y que lo rectificas”. Me dijo, además, que con esa nota conseguía dos cosas: que se acordasen de que había enviado una primera y que quienes quizá no la hubiesen visto ahora ya contarían con esa información.
La verdad es que no fue tan difícil. Pero lo pasé mal. Menos mal que uno tiene amigos hasta en el infierno y siempre se puede echar mano de ellos.

Comunica con carisma
¿Qué hacer si nos atacan en público?
No siempre que hacemos una presentación tenemos al público de nuestro lado. Es más, en ocasiones lo tenemos en contra, al menos a una parte.
Imaginemos que estamos presentando un nuevo producto de nuestra empresa y en un momento dado alguien del público se nos encara y nos dice a voz en grito que la empresa a la que representamos paga malos salarios, explota a los trabajadores y está despidiendo a muchos a pesar de tener beneficios.
Lo primero será recordarle a esa persona, muy educadamente, que no es el momento ni el lugar para discutir ese tema. Se le ofrecerá la posibilidad de ponerle en contacto con alguien de recursos humanos y le responderemos totalmente calmados. Cuanto más calmados estemos nosotros más nervioso se podrá él; cada vez gritará más. Y ahí ha habrá perdido la razón, por muy razonable que sea lo que está diciendo, porque no solo el fondo es importante, sino también la forma.

Si esto lo llevamos al campo de la comunicación verbal y no verbal, podríamos decir que la comunicación verbal es lo que nos está diciendo. La comunicación no verbal sería todo lo demás: cómo se expresa, el volumen de su voz o el grado de crispación. Esa persona que nos increpa, por mucha razón que pueda tener, si no lograr sacarnos de nuestras casillas habrá fracasado en su intento. Pero para ello es esencial que mantengamos la calma, y la sonrisa.
Deberemos permanecer tranquilos, en contraste con la hostilidad de la otra parte. Cuanta más serenidad demostremos y más sonriamos, más en evidencia quedará nuestro provocador. Él mismo se habrá traicionado por sus malas formas.

Puedes seguirnos en Twitter, donde también hablamos de estos temas: @jromero_tv
Esta entrada no sirve de mucho sin el resto de las anteriores ni de las posteriores. Una campaña de comunicación no es una acción aislada sino un conjunto de estrategias que nos llevan a un mismo fin: lograr presencia mediática.
Si tienes interés en algunos de nuestros cursos puedes verlos pinchando aquí