Nuestros emprendedores en San Francisco

Cuando hace unas semanas estuvimos en San Francisco para hacer un programa especial, aproveché para impartir un taller sobre “posicionamiento líder en medios”. Durante un par de horas estuve explicando a nuestros emprendedores desplazados allí cómo lograr presencia en los medios sin gastar dinero.
El sistema no varía mucho en España o Estados Unidos, aunque hay algunas diferencias que hay que considerar. Por ejemplo, la política de comunicación que yo sigo en España se basa en aprovechar los medios regionales, que son los más receptivos con el método que utilizo.
Sin embargo, Estados Unidos es un país “un pelín” más grande y esa política de acción en los medios regionales tiene que tener algunas variantes. Por ejemplo, allí tenemos que centrarnos en los medios estatales (sin olvidar los regionales, por supuesto). Cada uno de esos Estados es un diamante en bruto que los comunicadores tenemos que pulir.
Algunos Estados son pobres y otros ricos; unos tienen mucha vida urbana y otros son más rurales. Todos tienen algo diferente que les hace especiales y eso es lo que hay que aprovechar.
En el caso de nuestros emprendedores, en el Spain Tech Center, no es tan complicado, porque se dirigen a un público muy concreto; aquel interesado por la tecnología y las empresas tecnológicas. Y por tanto el periodista al que tenemos que dirigirnos para que nos publique es un informador tecnológico o especializado en economía; aunque no exclusivamente.
Lo que necesitamos es una buena historia o idea para contársela al periodista y que este la saque en su medio. Porque lo que queremos, en España, Francia o Estados Unidos es que publiquen nuestra historia. Cuando utilizo el verbo publicar me refiero a todos los medios: prensa, radio, televisión, Internet o cualquier otro que se nos ocurra.
Para explicarles cómo lograrlo les mostré algunos ejemplos, unos relacionados con España y otros con Estados Unidos. La principal conclusión de todo ello es que ese profesional, aquí o allí, es un ser humano y como tal hay que tratarle. No hay que intentar “venderle motos”, sino ofrecerle algo interesante. Porque lo que él quiere es sacar una buena historia que le satisfaga profesionalmente. Todos queremos hacer bien nuestro trabajo, y que nos ofrezcan algo que nos permita lograrlo es un buen punto de partida para que publiquen nuestra historia.

También les expliqué cómo rentabilizar sus esfuerzos para salir en los medios. La primera rentabilidad es la relacionada con la imagen; salir en un periódico y que se nos reconozca esta presencia mediática es un paso. El segundo es el económico. Siempre será un poquito más fácil que un inversor nos apoye si tenemos una considerable presencia en los medios. Pero no nos engañemos, el inversor no va a poner dinero en nuestra empresa solo porque hayamos salido en los papeles; invertirá si le parece un buen negocio.
Al final, y como política de marca personal, hay que buscar prescriptores.
En ocasiones, en los talleres que imparto, grabo a alguno de los asistentes mostrando su opinión sobre el taller y el ponente.
El resultado y cómo rentabilizo esas acciones, cómo me hago visible, lo veremos en el siguiente post.
@jromero_tv