medios de comunicacion

No trates igual a la televisión que a la radio o la prensa escrita

Cada medio de comunicación tiene diferentes necesidades, según su propio formato. No es lo mismo lo que necesita una emisora de radio, que no plantea demasiados problemas, que una cadena de televisión, que sí los plantea. Y muchos.

Para una emisora de radio casi cualquier sitio es bueno para enviar la información. Da igual que el local tenga mucha o poca luz, que sea grande o pequeño; con que no haya ruido y poco más es suficiente. No requiere algo especial como buena iluminación, mucho espacio para imágenes y demás.

Pero en el caso de las televisiones es totalmente diferente. Necesitan espacio para que la cámara tenga un buen tiro. No podemos convocar una rueda de prensa en un espacio muy reducido porque las imágenes quizá no tengan calidad suficiente para ser emitidas. Y si no tienen esa mínima calidad estaremos logrando dos cosas: que probablemente no se difunda la información y que nos cataloguen como cutres y cuando volvamos convocar una rueda de prensa no vengan las televisiones. De hecho, no suelen ir a cubrir este tipo de actos, van a sitios muy contados, por lo que hay que ponérselo fácil, muy fácil.

A las televisiones les facilitaremos su trabajo cuando van a vernos, pero también cuando no lo hacen. Pero si van, deberán disponer de un espacio amplio para que no haya problemas con los planos que se rueden, buena iluminación y otras cosas. ¿Que no sabemos cuáles son esas otras necesidades? No importa, se lo preguntamos a ellos: “¿Qué necesitáis?”. Y lo ponemos a su disposición. Eso para los que vienen.

Para los que no vienen, más vale que nos vayamos atando los machos y busquemos fórmulas que permitan que difundan nuestro mensaje. Tampoco es tan difícil. A veces podemos estar tentados de decir “bueno, si no vienen, que les den… allá ellos”. Mala política, desde luego. Si no vienen y no se lo facilitamos no nos sacan, y lo que nosotros queremos es que nos saquen, ¿verdad?

Tampoco es tan complicado. Desde que se inventaron los vídeocomunicados lo tenemos mucho más fácil. Por ejemplo, podemos hacer un vídeocomunicado con la parte más importante de la información y subirlo a Internet en alta y en baja calidad. ¿Por qué en alta y baja calidad? Para que el periodista pueda valorar si le merece la pena difundir esa información. Y lo primero que hará será verla, por lo que tiene que descargarla.

Si está en alta calidad puede pesar demasiado y le obligará a esperar. Y es posible, muy posible, que no tenga la suficiente paciencia como para esperar a ver de qué va lo que le hemos enviado; seguro que tiene otros veinte temas en los que puede ponerse a trabajar. Y se olvidará de lo nuestro sin el menor cargo de conciencia.

Una vez que hay visto ese contenido que le hemos enviado, si le interesa ya se encargará de descargar esas imágenes en alta calidad. En cualquier caso, nunca podrán disponer de esa información (tanto la prensa como la radio o la televisión) antes que las personas que se desplazan hasta el lugar de la convocatoria. Si la difunden antes nos garantizamos que la próxima vez no asistirá nadie y los que puedan tener interés nos la pedirán, pero sin acudir a la convocatoria. Y esto nos plantea otro problema, porque si logramos que un medio asista al acto, es casi seguro que sacará el tema; no están los tiempos para tirar el dinero y desperdiciar los recursos. Si el periodista va, casi seguro que sale. Si no va, ¿quién sabe?

Si atendemos las necesidades específicas de cada formato tendremos más posibilidades de que difundan nuestras informaciones. Es el valor añadido que debemos ofrecer a cada uno de estos medios, además de la información tradicional; es decir, el comunicado de prensa escrito en formato Word.

La prensa escrita precisa, generalmente, gran cantidad de información y recursos gráficos. La radio necesita información rápida y declaraciones de los protagonistas. La televisión tiene unas necesidades similares a la radio en cuanto a los recursos de audio, pero además las declaraciones deben ir acompañadas de imagen (testimonios de los protagonistas donde se les pueda ver y escuchar). Esto nos complica mucho el trabajo, pero hay que asumirlo porque lo que queremos es que nos saquen. ¡Pongámoselo fácil!

Internet es muy rápido y necesita información de última hora, recursos gráficos, audio y otros. Viene a ser una mezcla de todos los anteriores. En una web de información lo mismo nos podemos encontrar un texto plano, que un texto con una fotografía, gráfico o dibujo u otras posibilidades como audio, vídeos, etc.

Y por supuesto, no podemos olvidar que el periodista está cada día más explotado por su medio, como el resto de los trabajadores, no nos engañemos. Esto significa que habrá periodistas que cubran la información para todo su grupo: y tendrán que elaborar la noticia para su televisión, su radio, su periódico de papel y su digital. Repito, ¡pongámoselo fácil! Que salgan con una buena impresión sobre nosotros. Lo ideal para nosotros es que el periodista se ocupe solo de cubrir la información, por lo que garantizarles una plaza de aparcamiento para que no tengan que estar pendiente de una posible multa no estaría de más. Aunque hoy en día la mayoría se desplaza en transporte público.

Cuando hago campañas de comunicación para empresas externas a la mía siempre utilizo todos los recursos a mi alcance. Lo que no significa que haya que usar todos a la vez, sino los que necesitemos dependiendo del medio de que se trate. Lo cierto es que esto de ser periodista tiene sus ventajas para que te saquen en los medios: sabes exactamente qué necesita cada uno. Se lo pones fácil y eligen tus temas porque sabes cómo vendérselos.

Por ejemplo, para los periódicos de papel y digitales solemos enviar el comunicado tal cual, acompañado de la opción de descargar algunas fotografías para que puedan utilizarlas si lo ven conveniente. Siempre será mejor que utilicen nuestras fotos para ilustrar una información que otras que no tengan nada que ver con nosotros. Para las televisiones enviamos imágenes que puedan descargarse. Para los periódicos digitales y de papel es más sencillo: texto en Word, imágenes y enlaces. Y para las radios es donde los clientes quedan más satisfechos. Elaboramos informaciones para las emisoras de toda España en formato noticia. Esa noticia se envía a los medios mediante un enlace que se puedes descargar en varios formatos de audio y… bueno el resultado, para otro día.

Recuerda que tu principal obligación es que te saquen los medios, si es que quieres salir en ellos. Esto que acabamos de ver es otro pequeño paso más para lograrlo. Quedan algunos. No desesperes. Lo lograremos. Seguro que sí.

Puedes seguirnos en Twitter, donde también hablamos de estos temas: @jromero_tv

Esta entrada no sirve de mucho sin el resto de las anteriores ni de las posteriores. Una campaña de comunicación no es una acción aislada sino un conjunto de estrategias que nos llevan a un mismo fin: lograr presencia mediática.

Si tienes interés en algunos de nuestros cursos puedes verlos pinchando aquí.