A qué medio debemos dirigirnos….

La semana pasada hablábamos de la rentabilidad que nos puede proporcionar salir en ciertos medios. Era una rentabilidad asociada a nuestra imagen y no a hacer caja de forma directa. Hoy nos centramos en la elección del medio de comunicación en el que pretendemos tener visibilidad.
Porque tenemos que decidir cuál nos interesa especialmente. Aunque nunca desecharemos la posibilidad de salir en cuantos más mejor, eso no significa que vayamos a lograr estar en todos. Por eso es importante focalizar el esfuerzo hacia los que más nos interesan o más receptivos se muestran hacía nuestros intereses. Y los más cercanos a nuestro sector.

Una cosa es tener presencia y otra muy diferente que esa presencia sea rentable para nuestros intereses, por lo que debemos ser muy cuidadosos a la hora de dirigirnos a los medios en los que queremos aparecer.
Si bien es cierto que queremos llegar a todos, si nuestra actividad está relacionada con un sector específico siempre será mejor aparecer ahí, que son nuestros clientes objetivos. Sin despreciar cualquier otro, por supuesto. Si trabajamos en la industria farmacéutica, por ejemplo, nos interesará tener visibilidad en las revistas y resto de medios del sector.

Si estamos intentando dar a conocer un producto específico del sector de la tecnología punta, será mejor tener presencia en revistas del sector que en un programa de televisión de variedades, con varios millones de telespectadores, que no se van a enterar de lo que estamos hablando. Aunque si tenemos la oportunidad de estar en los dos sitios, mucho mejor.
Y también habrá que centrar nuestro mensaje en el ámbito territorial, porque no es lo mismo dirigirlo a una provincia que a una autonomía, todo el país o la Unión Europea. Ni tampoco será igual si es para Europa, para Latinoamérica o para los países árabes. Cada mensaje será diferente y llevará aparejadas unas características diferenciadoras que son las que nos van a permitir interesar al periodista, que es quien finalmente decide si lo que le estamos contando se hace visible o permanece en la más absoluta oscuridad.
Son algunas de las cosas que cuento en el curso ‘Cómo lograr presencia en los medios’.

Comunica con carisma
Alguna vez habrás oído o leído que para hablar en público hay una regla de oro. Mentira. Hay muchas. Hoy te comento una, pero iremos viendo otras a lo largo del tiempo.
La regla de oro de esta semana es que tú tienes que creerte lo que dices y estar convencido de que lo vas a contar bien y vas a tener éxito cuando lo hagas. Lo que algunos denominan pensamientos positivos y negativos son una verdad más grande que la catedral de Córdoba.
Si vas pensando que va a salir mal, seguro que saldrá mal. Si vas pensando que saldrá bien, es posible que salga bien. Claro que no solo hay que pensarlo, sino actuar; es decir, preparar tu presentación y ensayarla, cuantas más veces mejor.
Eso de pensar “qué guap@ soy” no nos sirve, hay que ser guap@ y también hay que arreglarse para parecerlo. Porque si eres guap@ pero llevas la cara sucia y llena de legañas, no se va a notar.
Conclusión: para tener éxito, lo primero es creer que lo vas a hacer bien y trabajar para que salga bien.
Tampoco es tan difícil.
Son algunas de las cosas que cuento en el curso ‘Comunica con carisma’.

Puedes seguirnos en Twitter, donde también hablamos de estos temas: @jromero_tv